miércoles, 28 de mayo de 2014

Mis apreciaciones sobre las municipales del 25 de mayo en Carabobo y Táchira

En cumplimiento a un mandato constitucional, por declararse la falta absoluta de los alcaldes de los municipios San Diego (Edo. Carabobo) y San Cristóbal ( Edo. Táchira), en donde los entonces alcaldes Enzo Scarano y Daniel Ceballos, el primero, por desacato a un mandato de amparo de nuestro Tribunal Supremo de Justicia, y el segundo, además de desacatar al igual que su colega, un mandato de amparo, estuvo incurso en el delito de rebelión civil y agavillamiento, y por eso fueron ambos apresados, por lo que se generaron las faltas absolutas de los dos funcionarios públicos, por lo que hubo que convocar, como lo manda nuestra Constitución y leyes de la República, a nuevas elecciones municipales, resultando victoriosas las opciones representadas en las esposas de ambos ex-alcaldes.

Estos resultados en ambos municipios, pudiéramos catalogarlos como lo señala Lílido Ramírez, como los resultados de la guarimba de este año 2014. La guarimba, entendida ésta como un sistema terrorista social para secuestrar vecinos y unir perdedores, guarecerse y atacar a la fuerza pública respetuosa de los derechos humanos, asediar y amedrentar ganadores, paralizar al país y tumbar al Presidente de la República, generó, estadísticamente, los siguientes resultados, comparativamente hablando.

En el Municipio San Diego, el Registro Electoral Permanente estuvo por el orden de los 60.588, en el año 2013 estaba en el orden de los 60.497, para un incremento de 91 votantes en el REP. Los índices de participación en estos comicios en dicha localidad estuvieron por el orden del 64,65% , es decir, votaron 39.176 personas versus las 40.378 personas que votaron en las municipales del 2013 para un 66,74% de participación, es decir, que dejaron de votar en el 2014 1.202 personas y un -2,09%.

La MUD obtuvo en el año 2013 una votación de 29.665 para un 75,24% y en este año 2014 obtuvo 34.254 para un 87,79%, es decir, un incremento de su votación de 4.589 personas y 12,55 puntos porcentuales.

El Gran Polo Patriótico, en el año 2013 obtuvo una votación de 7.104 votos para un 18,01% de los votos, y en este año 2014 obtuvo 4.500 votos, para un 11,53%, lo que se traduce en un descenso de votación de 2604 personas y -6,48 puntos porcentuales.

En el caso del Municipio San Cristóbal, el Registro Electoral Permanente estuvo por el orden de los 206.907, en el año 2013 estaba en el orden de los 208.183, es decir se depuro y fueron sacadas del mismo 1276 personas para estos comicios. Sus índices de participación rondaron por el orden del 59,05% para una votación de 122.181 personas versus las 126.017 personas que votaron en el 2013 para un 60,53% de participación, es decir, una diferencia de -3.836 votantes y -1,48 puntos porcentuales de diferencia.

La MUD obtuvo en el año 2013 una votación de 82.794 para un 67,67%, y en este año 2014 obtuvo 89.272 para un 73,42%, es decir, un incremento de su votación de 6.478 y 5,75 puntos porcentuales.

El Gran Polo Patriótico en dicha localidad en el año 2013 obtuvo una votación de 35.991 para un 29,42% y en este año 2014 obtuvo 31.271, es decir, un descenso de su votación de -4.720 personas y -3,70 puntos porcentuales.

Sin embargo, estos resultados, eran previsibles y en lo personal no me sorprenden. Se trata de dos municipios en donde los actos terroristas se dieron con mayor violencia que el resto del país, y que históricamente han sido ganados por los sectores que adversan al proyecto bolivariano. De igual manera, mal podemos sacar una impresión del pulso electoral y político de nuestro país, en base a dos municpios relativamente pequeños, cuando en Venezuela hay un poco más de 337 alcaldías (335 municipales y dos metropolitanas).

Sin embargo, el tema de la conciencia, de la unidad y de las luchas debe estar siempre presente. La experiencia de San Cristóbal, en donde fuimos divididos, ayudó de manera importante no solo al triunfo de la cónyuge del ex-alcalde Ceballos, sino de ciertos descensos de la votación. Debemos revisar de manera concienzuda, estudiosa estos resultados. Reflexionar, y de ser posible, relanzar aquellas inmortales 3R de nuestro gigante y eterno Comandante en Jefe, Hugo Chávez Frías: Revisión, Rectificación, Reimpulso, Repolitización, Repolarización, Reunificación, Revolución, y todas las R que queramos. Debemos luchar a muerte contra la flojera, el sectarismo, la corrupción, la criminalidad, pero sobre todo, en contra del acaparamiento, la especulación, los boicots, la usura, la falta de producción, el sabotaje, las inmensas colas que tienen muy molesto a nuestro pueblo. Sino lo hiciéramos, y si no ejercemos nuestra autoridad humanista, pero democrática y autoridad al fin que tenemos como Estado y como Gobierno que somos, pues tal y como lo ha señalado mi amigo Amílcar Briceño a través de las redes sociales, y a riesgo de ser tildado de contrarrevolucionario, a prepararnos para la llegada de un Gobierno de derecha en nuestro país, y la persecución, la muerte y el desmontaje de los logros del legado de nuestro Comandante Chávez. De nuestro Gobierno Bolivariano, de nuestro Alto Mando Político y Militar de la Revolución y de nosotros como pueblo consciente y organizado depende.

¡Bolívar y Chávez viven, y sus luchas y la Patria que nos legaron siguen!
¡Hasta la Victoria Siempre!
¡Independencia y Patria Socialista!
¡Viviremos y Venceremos!

Abogado, Activista por los Derechos Humanos, Militante Revolucionario y de la Red Nacional de Tuiter@s Socialistas (RENTSOC). 
@juanmartorano